Hipersalenas


31-un_turisteo: …”piruetas, ..adunen, ..ranas, ..acicaladas, ..verificar, ..fiestas, ..regionales, ..viejazo, ..relicto”…

Traduçào da crista, como uma indicaçao: “..rãs, preparado, verifique, festas, regional..”
Translation of the crest, as a guideline: “..frogs, prepared, check, parties..”
Traduction de la crest, à titre indicatif: “..sauts, grenouilles, préparées, relicte..”

Un turisteo.

   En Aúpa Delopú encontramos un lugar de lo más interesante, el monasterio Santelper, bajo la atención al público, y con el cuidado de, los Monjes Aulladores. El edificio principal es un templo abigarrado de puertas, con pasillos pastosos. Según donde en esa construcción se ponga uno, puede considerar a las rampas, como siendo vías diagonales de ahondamiento o elevación. El espacio y sus recorridos comportan un soporte emoliente y oceánico. Pero este encaminado verdor no duplica los fachinales exteriores, ni protege alrededor a las casas raleadas, que en todo tiempo permanecen sin guardias. Son las maneras progresivas en que se encabalga algo así como una tropelía anunciada. No se te ocurra por ello, si es que decides visitar ahí en Aúpa Delopú, entrar a hacer piruetas acrobáticas algo escabrosas, no te aconsejo hacerlas. Serán bastante mal conceptuadas por quienes frecuentan Santelper.

   En cualquier momento cambia, pero es sensible por todo el predio, un calor piadoso de contención. Con esta térmica se habilitan las Festicholas Corajudas, actos devocionales hacia las divinidades. Es para esas ocasiones cuando hay una ostentación de sombreros. Los arrepentimientos son tolerados para entonces. También en los eventos se prorrogan las indulgencias, desde las maquinarias de senilidad, las que son operadas por los Profetas Nadadores. Se trata de un negociado de arrepentimientos. No por ello las vergüenzas dejan de crecer fungiformes. Ni se impide así que algunas avecillas adunen. Son inevitabilidades cronificadas, todas ellas de sumo desgaste. A pesar de lo cual, junto al Juez apoltronado y los Coordinadores, en sus sitiales reumatosos, desde esas ubicaciones y para estas liturgias, es costumbre que se publiquen bandos felices, lo cual es ejecutado por los enviados científicos de los espíritus, por los Monjes Aulladores, y por los mismos fieles. Todos razonan de consuno con las ranas del criadero adjunto, ubicadas en el patio central de Santelper.

.."Se trata de un negociado de arrepentimientos"..

.."Se trata de un negociado de arrepentimientos"..

   Por las galerías abiertas que rodean los patios, es un deleite darse un paseíto, junto a las puertas con postigos, y detrás de ellas palpitar la vida juvenil en sus burbujeos. En los extremos salientes laterales, en cada nave de estos edificios, hay cúpulas horizontales, en lugar de ser cúspides como habitualmente. Casi todos los paneles de piedra que revisten las galerías son removibles. Es cuestión para el visitante de descubrir cuales. Al removerlos, quedan al descubierto agujeros que son entradas a las bellas simas ondeantes y acicaladas. Para el caso de no querer entrar en los conductos ni querer zahorizar, puede escribirse un comentario honorífico o un insulto, junto a la abertura (sobre el cemento blanco y con los crayones previamente allí dispuestos). Verifica tu sentido espeso para ese momento. Si quieres dejar un mensaje tienes opciones recomendables. Una podría ser: “Puñetas Tibias”, la otra: “El cocinero al patíbulo”, y aquella tan ocurrente: “Tapadera Eterna Ten”. Chanzas crudas, acuciantes y denunciantes que aprecié en mi recorrido.

   No te arredre en Aúpa Delopú la desprotección vandálica de los caseríos cercanos a Santelper. Los Monjes Aulladores de vez en vez van a verificar sus látigos, lo podrás atestiguar luego; será cuando la ecología universal empiece a revivir pobremente, con brotes múltiples plenos de frustrarse. Verás también que los fieles, a medida que pasen las horas, pueden comenzar a roncar la queja de no volver jamás a esas fiestas. Los monjes, para estas eventualidades, elevan sus gritos y cierran con golpes estruendosos las innúmeras puertas del templo sobre los batientes. De pronto empiezan a dar augurios de mejoría entre sus aullidos. Suelen prometer para otras ceremonias, que cumplirán con obsequiar a los fieles sebo de iguana perfumado, si ellos ofrecen alguna primicia en los puertos cercanos (atracaderos nuevos se abren contínuamente en derredor de Aúpa Delopú).

   En los anocheceres, el vuelo de los cuervos de rio se confunde oscuro con la mar de pez nocturnal del cielo hondo de Santelper. Los visitantes acostumbran a sonreir, mucho más no pueden hacer ante estas curiosidades. El graznido córvido es conmovedor, y los grillos con su metálico canto también ayudan, para hacer al instante memorable. Es algo fascinante, para no ser tratado con escepticismo. Los guías alimentarios del monasterio nos orientan hacia las ofertas de los puestos sobre el gran patio frontero de Santelper. Se puede hallar deleite allí en las comidas regionales. La Sopa de Pétalos y la brillantez glaceada de los Racimos de Platanitos acompaña a las insuperables Milanesas de Dulce de Membrillo.

   En esa zona, aún núbil y de afectos rizomatosos, todo tiene nombre. Le sucedió a este cronista, que uno de los Profetas Nadadores, deteniendo la operación de viejazo de su máquina, lo amonestó risueñamente. Me dijo: “Estás pisando a Cecilia”. No estaba yo haciendo ningún daño, ¿a qué se referiría? Ese hombre pío me anotició entonces sobre la forma nombradora que tienen, nombres para todas las cosas en ese relicto. Yo había puesto mi zapato sobre “Cecilia”, empersonificado goterón de cemento fraguado y accidental, que se hallaba en el solado de mi tránsito desprevenido. El escolasticismo de Santelper quizá no perdure, como tal vez no vaya en estos días a ser ubicable el monasterio en el mismo punto. En una de esas, mañana no esté precisamente allí donde lo vayas a buscar. Es cuestión de no perder la oportunidad de reconocerlo en Aúpa Delopú ahora mismo…

   …Puedes subir al comienzo del viaje por esta línea.

Anuncios

3 comentarios so far
Deja un comentario

[…] 31-un_turisteo Publicado por Sergio Edgardo – 04/07/09 a las 05:07:16 am […]

Me gusta

Pingback por Blogs de libros » 31-un_turisteo

[…] a nuestro estado de salud. Con ese rastreo se pueden detectar problemas de salud, a través de una observación atenta de las variantes en el rostro de una persona, incluso antes de la aparición de las […]

Me gusta

Pingback por fisonomia-salud:..”:detective, :observación, :sed, :declarada, :obtener. :conductas”… « Hipersalenas's Blog

[…]   Hipersalena presentando “Santelper, monjes, profetas nadadores, etc.” ⇒Un Turisteo […]

Me gusta

Pingback por maniobra-sorprendente.. ..”oyendo, :adelante, :decisoria, :chaqueta, :curiosos, :obra, :partir”.. « Hipersalenas's Blog




Son importantes para las Hipersalenas los comentarios, puntos de vista, propuestas; la conversación nos hará bien; usted tranquilamente dígame; bienvenid@.

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s



A %d blogueros les gusta esto: