Hipersalenas


nos estamos viendo
2015/07/20, 10:00 pm
Filed under: agua-en-vasos, Fusiones, Notas | Etiquetas: , , ,


   Nos estamos viendo

   Esto comienza con un recuerdo que se me motivó para bloggearlo: Una baldosa esmaltada (15 x 7.5 cm), de la que va aquí adjuntada su foto. Una pieza fabricada por el ceramista argentino Alejandro de la Vega. El artístico resultado, según me fue dicho, está basado en un dibujo de Saul Steinberg. Dicha base de origen es algo muy probablemente cierto, ya que los dibujos concretados por Steinberg conllevan operaciones de abstracción; dibujos que encaminan en quien los mira una intelección, sobre los contenidos que con cierta ambigüedad presentan; dan qué pensar. Y estas condiciones convocan la apertura de una dimensión razonadora en los espectadores: Nos es necesario detectar el mensaje que se propone, y la propuesta tiene dimensión surreal.

baldosita esmaltada

El espacio como componente de la comunicación.

   En la imagen aquí mostrada se convoca la detección de aquello que hubiese tendido entre los dos personajes representados. Parece que se están mirando calmosamente, distanciados entre sí por un considerable espacio; distancia suficiente para que en una vista abarcativa así los veamos en eso, a lo lejos, como si hubieran pactado tal convivencialidad. Un manejo aquí del espacio, que hace de éste un componente protocolar de la comunicación, entre ellos y para quienes los vemos. Una comunicación de esos dos, en una entreversión tranquila, de manera oficiosa y distante, sin demostraciones amistosas. Tal vez estén en una misión, que los representados compartirían secretamente. Pero esta suposición es tan peregrina como el vaticinio que hagamos sobre como puede continuar la escena, nos da qué pensar. Si fuese de tomar en consideración los detalles de vestimenta y postura de cada uno de ellos, quizá pudiésemos así atribuirles identificaciones, e hiciéramos hipótesis sobre el tipo de relación que los ha llevado al encuadre que vemos, y sobre cómo continuaría, hipotéticamente, esa relación. Aunque es bien posible que no tengan entre ellos ninguna historia compartida.

   A la distancia y en relación con las jornadas personales de cada quien, lejos todo, la sensación de distancia es afin a una posible lejanía cronológica: una época de los personajes, en la que estarían ubicados, inciertamente. Y la imagen nos está colocando, para quienes la podemos ver, “en las arenas del tiempo”. Un poco más lejos y caminando más, distanciándonos de las distancias, habría mucha animación en los rostros, nos lo preguntamos: ¿la habría? Pero digámoslo y peticionemos: No hay razón alguna para suponer de esos personajes que en realidad se estén viendo. Estamos detectando en ellos serias discapacidades visuales, o ceguera. Ya que es así, desde ahora se ha de aprontar un consultorio oftalmológico rodante, que vaya marchando, un consultorio operatorio completo y móvil donde el personal de salud atienda simultáneamente los dos pacientes.

   Lo hemos dicho, y en este mismo instante se nos visualizan esos dos; detectemos ya que están en otro dibujo secuencial, en el que vuelven caras prontamente hacia nosotros. Guardemos las distancias; seguro que cabe aquí la literatura con un par de frases escritas por Héctor Tizón: 1) “Porque un hombre, dice tío Crispín, sólo es un hombre cuando está solo y puede mirar a los demás de lejos”. 2) “..los recuerdos son el opio de los viejos”.. ¡Uh..!; las frases de Tizón trasuntan un despacho fatalista, nos dan qué pensar, ¿no es cierto? Si quien lée tiene alguna inquietud sobre esto, comuníquemela ■

Subir  

Referencias
Proxémica, en búsqueda Google.
Resultados Google acerca de Saúl Steinberg.
 
Contenidos relacionados en esta Blog
Manejos de un espacio comercial
En la novela “Aquella isla también”, § 5.


  Sergio Malfé
Morón, Prov. Bs. Aires, Argentina, julio de 2015.



connotacion-conjunta/: ..”significativo, :aplicarle, :particularidad, :múltiplemente, :consensuar, :posibilidad”..

«Cuando es discernible en la comunicación un hecho connotativo, de lo que se trata aquí es de tomarlo en consideración como comportamiento, tendiente a sostener o modificar …»

Sobre la connotación conjunta a la serie lingüística.

connotaciones en mira

connotaciones en mira: sobre lo denotado (hilera inferior) se encabalga el fenómeno connotativo (hilera superior)

   El fenómeno connotativo se encabalga en cierto elemento de lo que se denota, tornándolo en un soporte para el aspecto significativo material de la connotación. Sobre lo denotado hace su carga el Significante del connotador, mediante el empleo sustancial de vocablos seleccionados (léxico), a los que acompaña una forma (retórica) que intenta definir la relación interpersonal. Este Significante está unido en la connotación con su Significado, distinguiéndose en éste último la forma que toma aquello que piensa el emisor (ideología), lo que a su vez es considerable en interdependencia, más causal que recíproca, con la situación procesual como sujeto del emisor en las relaciones de poder (sustancia).

 Vale aclarar que este acercamiento llano al fenómeno de la connotación, sólo tiene en cuenta condiciones normales de sociabilidad que habiliten la comunicación. La andadura razonable para aplicarle a otros marcos que transiten por fuera de los democráticos del derecho y la vida civil, es harina de otro costal.

   Cuando es discernible en la comunicación un hecho connotativo, de lo que se trata aquí es de tomarlo en consideración como comportamiento, tendiente a sostener o modificar las imagénes de sí mismo, que el emisor siente como delineatorias de su personalidad; y son abarcadas en este enfoque, las conductas tendientes asimismo al sostén o modificación, de las condiciones en la relación de los otros con el dicente. El fenómeno se hiciera moderadamente notorio, cuando tales imágenes o relaciones concordasen con la gestión de imagen que el emisor tenga, sea ésta acertada o no; y dramáticamente más notorio cuando difiriesen.

[Nota 1: las llamadas entre paréntesis a continuación, remiten a sus ampliaciones en la Nota 2, junto a la gráfica que allí está declarada.]
   Un cierto énfasis en vocablos aparentemente mínimos, que observásemos de un hablante, en una locución con caracter más que nada descriptivo, ofrece a la interpretación connotativa un ejemplo sencillo: La relevancia con que ese decir inviste a partículas relacionantes, del orden de las conjunciones, subordinantes, y preposiciones, implica en el empleo connotacional de ese léxico (a) coordinativo y amalgamador, a una forma retórica (b), la de procesar explicaciones, dando a éstas últimas un cuerpo social. El significado connotador se sustancia (c) en una situación de poder que es la de “estarse en un cargo”, ser el encargado de una función otorgadora de sentido, para aquello que denotativamente se describe. Y la idea significada (d) es la de eminenciar una certeza fáctica: con la secuenciación que en tales palabras se concreta, podemos conceptuarnos cierta y unívocamente el estado de las cosas.
   El volumen de su corporeidad que un dicente, como otro ejemplo, sumase organísticamente en un vocablo normal (a) que estentóreamente profiere, indicaría su voluntad de dominio y apropiación, en cuanto al concepto que el vocablo refiere, así especialmente (b) connotado. La relación de poder (c) que se busca y expresa, da sustancia en su significado a la particularidad connotativa. La intención de realizar este sentido dominante está formalmente sustentada por cómo piensa el dicente que debe ser en general (d) el orden de las cosas.

Componentes de la Connotación; Discriminación forma/sustancia, ref. Hjelmslev

Componentes de la Connotación; Discriminación forma/sustancia, ref. Hjelmslev


[Nota 2. (a): sustancia léxica. | (b): forma retórica. | (c): sustancia de poder, o posición en el prestigio y jerarquía sociales. | (d): forma de entendimiento, creencias sobre la realidad, ideología.]
 
   Articuladas semántica y sintácticamente en un hecho aprehensible, estas diferenciaciones se articulan a su vez múltiplemente, cada una en su propio nivel.
   Así por ejemplo: si el dicente profiriese (a):/inversiones!/, éste elemento cuenta contrariamente (p.ej.) con :/dispendios!/; y es proporcionalmente complementado por una serie que incluye: “adjudicaciones”, “colaboración empresarial”, “concesiones”, “operaciones financieras”, ..etc..
   La altisonancia imponente (b) se relaciona de forma contraria con “búsqueda de acuerdo”; y formalmente se complementa en la comunicación con la posible concreción de actitudes como… “estoy sondeando para consensuar”, “puede que esto sea necesario”, “así están haciendo todos, tal vez convenga”, ..etc..
   El “nosotros estamos al mando porque sabemos” (c), está sucesivamente contrapuesto con “son ustedes quienes deciden”; y tiene proporción complementaria con una serie que incluye: ..”tomemos una decisión entre todos”, “que cada comunidad aporte su conocimiento”, “echemos a suerte quienes decidirán”, ..etc..
   El entendimiento de la realidad como (d) algo “aprovechable técnicamente”, tiene su contraria en el apercibir la realidad como “algo contemplable”; y sus complementaciones proporcionales en la “experienciación”, el “disfrute”, la “interacción”, ..etc..
   El análisis puede tomar una dirección alterna: conociéndose el perfil ideológico y las relaciones de poder y prestigio, se hace posible prever cuáles serán las afectividades y emociones, que con preponderancia probablemente condicionarán la comunicación connotativa, de las personas acerca de las cuales conocemos las orientaciones antedichas; p.ej: De personas cuyo sentido social, su creencia sobre la realidad (d), sea de adscripciones y estamentaria, que crean que cierto grupo por su origen “debe tener el mando”, y a las cuales no asistan, en el panorama sociocultural, mayores prestigios (c) ni capacidades dominantes; de tales personas se puede prever, que en sus comunicaciones adopten una expresión connotativa con emergencias de formas significantes (b) emblasonadas, evocativas, y anhelantes, sustancializadas en el manejo de un léxico (a) sugestivo, minoritario, excluyente, con términos “para iniciados”.
   ¿Qué afirma o cuestiona el interlocutor, al producir un hecho connotativo, mediante esta implementación? Sobre el estado de los vínculos del emisor con los receptores, y entre ellos: Son vinculaciones que existen en complejidad y diversidad, y dentro de ellas pueden subtenderse simulaciones connotativas. Esta referencia a la posibilidad de líneas encubiertas, está comentando actuaciones de simulación, tales como las intrigas, destinadas a producir errores de apreciación y avalorativos en quienes reciban la comunicación. Localizadas en el diencéfalo mamífero, son constatadas por los especialistas en Etología, quienes tienen observadas estas capacidades intrigantes en los monos, no son pues productos de una evolución superior específica de ciertas mentes humanas; “Son formas de conducta arcaica que debemos superar” *.
 * Vitus Dröscher: Sobrevivir.
   Pongamos por caso un ejemplo más sencillo con elementos connotativos delimitados en las categorías de Forma y Sustancia, para Significados y Significantes, a partir de una locución en la cual hemos captado en funciones un complejo connotativo, y desde el cual nos es viable deducir algunos otros elementos en su estructuración; ver imagen (click para un mayor tamaño).

connotac'_apunte


Sobre la estibación de este breve artículo: Es una comunicación de estudios no-académicos, con fuentes constatables**, hecha desde una necesidad declaratoria mía, acerca de las gráficas y conceptos aquí expresados, componentes que estuvieron desprovistos de una más amplia fundamentación por algún tiempo. SEM

 ** El respaldo documental es visualizable en los recursos monográficos (p.ej. los de Bibliosanación) que he ido gestionando, en este Blog y en otros sitios de la Red). Agréganse para este artículo las siguientes fuentes:
 

  • Marty, Claude y Robert: La semiótica – 99 respuestas; UNLP y Edicial, Bs. Aires, 1995.
  •  

  • Es.WikipediA.Org/wiki/Paralingüística
  •  

  • Es.WikipediA.Org/wiki/Pragmática
  •  
     Ver también: Barthes, Roland: Lo obvio y lo obtuso, capítulo La retórica de la imagen; 1964.

    Sergio Edgardo Malfé
    Morón, Prov. Bs. Aires, Argentina, febrero de 2014. (s.e.u.o.)
    Actualización más reciente en 2015/02/07.

    Tal vez usted pueda encontrar un poco más de contenido por debajo de los anuncios que ocasionalmente aparecen.
    Perhaps you may find some more of content below the occasionally shown ads.



    post-1: …”cronopiense, …arremangarse, …indagarlo, …andadura, …trabajoso”…

     post-uno

    1. En este comienzo de Blog, al titularlo “hipersalenas”, envolví así un término que daba título a mi Blog anterior: “hipersalomas…”, con un saludo cronopiense; el que Cortázar registró en los cruces de sus amigos. Se saludaban: “Buenas Salenas, cronopio, cronopio”. Y aquí te cuento algo que no viene al caso, como un completo y real “sobre mi”:
    Cuando le pregunto: “¿Qué me diría?”, me responde con un farfulleo. Digo: “No, no, no”, y le agrego cordialmente, con seriedad: “No es a título de que usted tenga una cuestión que resolver conmigo. Es una curiosidad como científica, ¿comprende?. Querríamos ver, escuchar, saber de su comportamiento, como sería para estos pasos, como un test”.
    Mi visitante, con toda su personalidad, evidenciaba querer darnos un dictamen, pero al mismo tiempo tenía dificultados sus movimientos. Las mangas de su camisa estaban fuera de control, en un crecimiento por demás veloz.
    Con la atención dedicada a respondernos, simultáneamente intentaba arremangarse la camisa. Era una cosa trabajosa, porque las mangas ya eran desproporcionadas en relación a sus brazos, de inicio. Y se le continuaban haciendo más grandes. No tenía caso, de momento, hacerle más indagaciones, y estamos todavía en la espera de que se desmangue. La cuestión posible, sin violencias, es que se torne imperiosa la instancia para un Corte de Mangas: [Esa actitud acostumbrada en la cual no queremos sujetarnos, porque no somos imperios@s, y porque no necesitamos (con un “corte de mangas”), demostrar nada terminante. Aunque, en una de esas, la visitación, con su bloqueos y dificultad la esté así actuando, sino requiriéndola. Esto, ..(¿arrancando mangas?)] ..Mejor que lo pensemos bien, por último, otra o la misma visita.
    En tanto vemos este arranque, junto a esto, en la andadura de iniciarlo … estaré algo trabajoso.

    hombre_trabajando

    1. Abridged translation as indicative:
     entry-one
    ..This Blog title, “hipersalenas”, wraps a term that gave title to my previous blog: “hipersalomas …”, with a greeting which occurred at crossings of Julio Cortázar’s friends: “Good Salenas, cronopio, cronopio”. And here I’ll tell you something that is irrelevant, as a complete and real “about me”:
    My visitor, with his whole personality, evidenced his will to give us an opinion, but at the same time had hampered his movements. The sleeves of his shirt were out of control, in other fast growth .. the sleeves were already out of proportion to his arms .. There was no point in time, to make further investigation .. The question can be becoming imperative for the request of cutting sleeves .. we do not need to demonstrate anything conclusive .. Albeit, in one of those, visitation, with its locks and the difficulty is so acting in requiring it .. You think right, finally, one or the same visit .. As we see this starting, along with this, in the journey from start … I’ll be somewhat laborious.
    1. Traduction abrégée comme indicatif:
     entrée-une
    Ce titre de le Blog: “hipersalenas”, encapsule un terme qui a donné le titre de mon blog précédent: “hipersalomas …”, avec un message d’accueil qui a eu lieu au passage des amis de Julio Cortázar: “Bonnes Salenas, Cronopio, Cronopio”. Et là, je vais vous dire quelque chose qui n’est pas pertinent, comme une complète et réelle “A propos de moi”:

    hombre_trabajando

    Mon visiteur, avec sa personnalité tout entière, comme en témoigne sa volonté de nous donner une opinion, mais en même temps avait entravé ses mouvements. Les manches de sa chemise étaient hors de contrôle, en croissance rapide d’autres .. les manches étaient déjà hors de proportion avec ses bras .. Il n’y avait aucun moment, de faire une enquête plus poussée .. La question peut être devient impératif pour la demande de manches de coupe .. nous n’avons pas besoin de démontrer quoi que ce soit concluante .. Quoique, dans l’un de ceux qui, de visite, avec ses écluses et la difficulté est si agissant en demandant son .. Vous pensez bien, finalement, une ou de la même visite .. Comme on le voit partir, avec ce, dans le voyage du début … Je vais être un peu laborieux.


     Sergio E. Malfé, ubicándome en Morón, Buenos Aires, 2008\2009.




    A %d blogueros les gusta esto: